¡BIENVENIDOS AL BLOG ALQUÍMIA INTERIOR Y FENG SHUI!

A lo largo de nuestra vida iniciamos un camino de búsqueda, que poco a poco nos va a ir sumergiendo en nuestra mundo interno.

Cada persona se sentirá atraída por una cultura o técnica que le hará entrar en contacto con su “ser interior”, su propio YO.

En este blog pretendemos ir dando unas nociones básicas de distintas técnicas o caminos que nos van a permitir alcanzar o por lo menos intentar conseguir la paz y armonía interior. Cada uno se sentirá identificado o atraído por una técnica particular, que será distinta según el momento y estado de evolución personal del individuo.

No pretendemos “Sentar Catedra” sobre las técnicas aquí expuestas, valgan solo como guía o autoayuda a todo aquel que lo  necesite.

Entre otros temas, abordaremos en este blog el concepto de salud y enfermedad, algo tan inherente al devenir del alma humana,  según distintas tradiciones, putos de vista, enfoques alquímicos tradicionales y teorías más actuales; y veremos al final del recorrido que realizaremos, que todas las culturas, tradiciones alquímicas o esotéricas, o técnicas vibracionales o energéticas, desembocan en las mismas conclusiones.

Si quieres puedes acompañarnos por este camino, ¡te invitamos a ello!

En Astrología Médica, una carta astral nos habla en qué fase de evolución  te encuentras, qué has de aprender, qué has venido a trabajar a esta vida. Aquí las enfermedades, son advertencias de tu cuerpo a tu alma de que el camino que estás siguiendo no es el correcto, y debes realizar las correcciones adecuadas para que el devenir de tu alma sea el que debe ser.

Veamos qué opinaba Edward Bach sobre la enfermedad, de lo que nos informa en sus escritos: “Usted puede curarse a sí mismo” (1932):

“El verdadero origen de la enfermedad física se encuentra en nuestro interior –en las actitudes negativas frente a nosotros mismos y a la vida, en las habilidades de carácter y divergencias anímicas”.

“La falta de armonía –la enfermedad- se manifiesta en el cuerpo, simplemente porque el cuerpo sirve para reflejar las tareas del alma, en la misma forma en que la cara refleja felicidad por medio de la sonrisa,…: el cuerpo refleja las verdaderas causas de la enfermedad (tales como miedo, indecisión, duda, etc.) mediante desórdenes de sus sistemas y tejidos orgánicos.

La enfermedad, por lo tanto, es el resultado de la interferencia: interferir nosotros en la vida de otro o, permitir que otros lo hagan en la nuestra.

Y, cuando encontramos el trabajo para el que estamos hechos, forma parte de nosotros, hasta tal punto que resulta muy fácil y se convierte en una alegría. Nunca nos cansaremos de hacerlo, es nuestro hobby. A través de ellos se ponen de manifiesto todos nuestros talentos y capacidades que están a la espera e ser desvelados.

…..cambie de profesión, sea aquello que siempre quiso ser. Sólo entonces será feliz y se sentirá bien, ya que irá al trabajo lleno de ganas y de ilusión, siendo su aportación como campesino, peluquero o cocinero mucho más importante que la que realiza en ese trabajo que nunca sintió como suyo”.

Por tanto, siga las órdenes de su “YO” espiritual (Bach); con ello, contribuirá a estar sano, alegre, en paz, con fe y feliz.

Leer más,…

Algunos de nuestros lectores se preguntarán que ¿cuál es la relación que puede existir entre salud (física, mental y emocional) y el feng shui?

La respuesta es bien sencilla, sabiendo que nuestros hogares son un reflejo externo de nuestro mundo interno. Quiere esto decir, que si en nuestra casa existe un gran desorden en toda ella, reflejará por ende, que tanto en nuestra vida privada, como en nuestro mundo emocional y en el mental, existirá, igualmente este gran desorden. Una casa enferma dará como resultado que sus ocupantes enfermen (consecuencia de un flujo inadecuado del Qi, o de su estancamiento); mientras que una casa sana, nos permitirá vivir con salud. Así, de la observación de qué le pasa a tu casa, podremos determinar qué te pasa a ti, y podremos darte las soluciones más adecuadas para armonizar tu vida (física, mental y emocional) y poner  de manifiesto tu potencial de salud, alegría, felicidad y éxito.

A veces, nos resulta muy complicado acceder a nuestro mundo interno, por ello, el feng shui es una herramienta que nos permite acceder a él indirectamente, a través de armonizar el exterior (la casa en la que vivimos), ya que existe un paralelismo entre casa física/cuerpo físico).

No pensemos que existe la casa perfecta, existe una casa para cada individuo, y a la hora de buscar, alquilar o comprarla, nos vamos a fijar en aquellas que tienen las patologías que nosotros mismos tenemos, o aquellas que pongan de manifiesto los conflictos emocionales que aún no hemos resuelto. Esto no es ni malo ni bueno, simplemente ES. Por ello, es importantísimo, ser muy conscientes de qué es lo que queremos conseguir o lo que vamos buscando, para buscar la casa que vibre armónicamente con nosotros y nos permita conseguir nuestros objetivos, dejándonos fluir con ella.

Por supuesto que no todas las casas responden igual a sus inquilinos, depende de la fecha de construcción de la misma, la fecha de nacimiento de los habitantes de ésta, la orientación de la fachada,… y toda una serie de datos que varían de unos casos a otros.

Así, según la escuela de las Estrellas Volantes, existen 216 tipos de construcciones diferentes. Todas poseen características positivas y negativas, y éstas cambian con el tiempo y el espacio, y las personas que interactúen con ellas.

 

PENSANDO

CONTINUARÁ,…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s